Calvente reitera que “es la Junta de Andalucía la que debe financiar al 100 por 100 el tranvía de Jaén”

Informe Tribunal de Cuentas sobre Tranvía de Jaén (18 Ago 2017)

  • Según el informe, la implantación del tranvía en la capital jiennense careció de la necesaria planificación, de la elaboración de un previo estudio de viabilidad y de una evaluación de alternativas que pudieran orientar y fundamentar la toma de decisiones
  • Este informe “demuestra que esto no ha sido más que un capricho carente de sentido perpetrado por el PSOE y por Carmen Peñalver”. “Un despropósito con un coste neto total, hasta el 31 de diciembre de 2014, de más de 128 millones de euros

 

El diputado nacional por el Partido Popular de Jaén, Javier Calvente, ha reprochado al Partido Socialista “el fraude y el despilfarro” al que sometieron a los jiennenses por un “simple capricho de la que fuera alcaldesa socialista, Carmen Purificación Peñalver, para la puesta en marcha del tranvía”. Un sistema de transporte que en una ciudad como Jaén, “y así lo advertimos continuamente desde el PP, no tenía ningún sentido”.

Ahora, el informe del Tribunal de Cuentas, realizado por encargo de la Comisión Mixta Congreso-Senado, “nos da la razón quedando demostrado que la instalación del sistema tranviario fue un despropósito de principio a fin”, ha aseverado. Tanto así que el informe “confirma que el Ayuntamiento “no puede asumir su explotación” debido a su situación económica. Además señala que la construcción del tranvía se realizó sin estudios previos y tomando acuerdos “sin autorización del pleno”.

El dirigente popular ha informado que los trámites previos a la ejecución de las obras “son incoherentes”, no realizándose los estudios previos oportunos sobre las necesidades del transporte colectivo de viajeros en la ciudad ni informes comparativos con alternativas, “algo que va contra los principios de economía, eficiencia y eficacia de la utilización de los recursos públicos”. Esto confirma que, “efectivamente, el tranvía fue un antojo de Peñalver ya que se realizaron los estudios cuando la decisión de implantar el tranvía ya estaba tomada”, ha lamentado Calvente.

Asimismo, el Tribunal de Cuentas ha confirmado que los trabajos de implantación del tranvía, sin estudios previos, quedaron supeditados a la definitiva decisión de ejecutarlo. La alcaldesa firmó los protocolos de colaboración con la Junta, los convenios y la posterior adenda, con la intención de implantar el tranvía, sin tener en consideración al Pleno municipal, que debió participar en este proceso, tal y como refleja la normativa vigente, puesto que se trataba de implantar un servicio público de competencia del Ayuntamiento, adquiriendo una serie de compromisos, entre ellos, la ejecución de obras o la adquisición del material móvil. “Pero como resulta evidente, Peñalver obvió por completo estos trámites porque, ha explicado el diputado, “como es habitual en el PSOE, todo fue un ‘ordeno y mando’ de la regidora socialista, anulando por completo la opinión del Partido Popular y de gran parte de la ciudadanía que decía ‘no’ al tranvía”.

Igualmente “vergonzoso”, ha apostillado el dirigente popular, resulta el hecho de que el proceso de licitación del contrato para la asistencia técnica a la explotación fuera “incompleto, falto de previsión y no permitió que las empresas que quisieran concurrir pudieran completar sus ofertas de manera coherente”. “Una absoluta falta de previsión que conllevó importantes deficiencias que hay que subsanar en caso de que el tranvía llegara a funcionar”.

Por tato, para Calvente este informe “corrobora la interminable lista de insensateces que realizó el PSOE a costa de bolsillo de los ciudadanos”. Y es que el coste neto total del tranvía hasta el 31 de diciembre de 2014 asciende a más de 128 millones de euros. De ellos, un 85% (109 millones) correspondió a la Consejería de Obras Públicas; un 9% (11 millones) a entes instrumentales de la Junta como la Agencia de Obras Públicas, y un 6% (casi 8 millones) al Ayuntamiento. “En definitiva, una grandísima inversión de la Junta de Andalucía que se realizó sin ninguna planificación y de la que ahora no quiere hacerse responsable”. Pero desde el Partido Popular “no vamos a permitir que la ineficacia del gobierno andaluz siga vaciando los bolsillos de los ciudadanos por lo que la Junta de Andalucía es la que debe hacerse responsable de la explotación”. En este sentido ha manifestado que “no me cabe duda de que el Ayuntamiento colaborará dentro de sus posibilidades pero que, al igual que hay otros sistemas tranviarios financiados al 100 por 100 por la Junta, el de Jaén también debe serlo”.

En todo caso, el informe del Tribunal de Cuentas es un anteproyecto al que se pueden presentar alegaciones hasta el 12 de septiembre, “puesto que no se encuentran aspectos que atañen de forma expresa a otras administraciones como la Junta de Andalucía” y “será el Tribunal de Cuentas el que establezca si hay algún tipo de responsabilidad en las actuaciones que ha fiscalizado”, ha finalizado Calvente.




Volver Más noticias
Afiliate al Partido Popular Congresos Locales
Entendido

Nuestra web utiliza cookies para ofrecerle un mejor servicio. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.