El PP avisa del “grave perjuicio” que supondrá para el aceite de oliva jiennense el etiquetado Nutriscore

ALIMENTACIÓN (06 Ago 2021)

El PP avisa del “grave perjuicio” que supondrá para el aceite de oliva jiennense el etiquetado Nutriscore

 

  • Javier Márquez ha ofrecido rueda de prensa en la que ha aseverado que “no es el momento de aprobar este etiquetado dado que la Unión Europea está trabajando en uno común para todo el continente”

 

 El senador del Partido Popular de Jaén, Javier Márquez ha advertido hoy del grave daño que supondrá para productos de nuestra dieta mediterránea y principalmente para el aceite de oliva si el Gobierno de Sánchez sigue empecinado en aprobar el etiquetado Nutriscore. “Desde el PP no entendemos el empeño de Garzón por imponer este etiquetado cuando sabe que denigra a productos tan saludables y de excelencia como el AOVE dándole menos valor nutricional que a un refresco azucarado, por ejemplo”.

 

Márquez ha defendido una alimentación saludable para todos los españoles así como el derecho a una información sencilla, fiable y precisa de los alimentos que consumimos. “Creemos que debemos ofrecer al consumidor una información sencilla sobre el valor nutricional de los alimentos, pero jamás simplista porque en un futuro cuando un ciudadano vea que un refresco azucarado tiene una etiqueta verde y una botella de aceite de oliva una etiqueta amarilla le estaremos desinformando absolutamente y abocando a una dieta para nada saludable”.

 

El senador popular jiennense ha defendido el gran valor de los productos agroalimentarios españoles y jiennenses, “y además muchos de ellos son base de nuestra economía, como el aceite de oliva, y es indudable que nuestros agricultores, o los ganaderos, ya que Nutriscore también califica como poco saludable el jamón ibérico o el queso, sufrirán graves pérdidas pues los europeos dejarán de considerar estos productos como productos saludables e imprescindible de cualquier dieta”.

 

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), “creada por cierto por un Gobierno del Partido Popular”, además de velar por la seguridad alimentaria, debe avanzar en la valoración de la calidad de los productos que se consumen, especialmente en aquellos aspectos que se relacionan con la nutrición y la alimentación saludable. Las nuevas pandemias vendrán asociadas con una alimentación inadecuada, como la obesidad, especialmente la obesidad infantil, y otras enfermedades frecuentes en países desarrollados y asociadas al estilo de vida como la diabetes o la enfermedad cardiovascular. Desde los Gobiernos del Partido Popular se han introducido estrategias y acciones, como la estrategia NAOS contra la obesidad infantil, el código PAOS sobre publicidad de alimentos y bebidas dirigidos a menores, el observatorio de nutrición y estudio de la obesidad y el plan de colaboración para la mejora de la composición de alimentos y bebidas. “Es urgente avanzar en los programas de educación nutricional, especialmente entre escolares, y la promoción de hábitos saludables”, ha defendido Márquez.

 

Igualmente, el dirigente popular ha manifestado la preocupación del Partido Popular por las informaciones y campañas lanzadas por el Gobierno contra productos agroalimentarios españoles sin aval científico alguno, y que “están causando desinformación y orientando al consumidor a abandonar el consumo de alimentos que forman parte de la dieta mediterránea, todo ello con un claro perjuicio para el sector productor agrario y para la industria agroalimentaria”.

 

Frente a toda la “desinformación” lanzada por el ministro Garzón, desde el Partido Popular “defendemos la necesidad de trasladar al consumidor, junto al etiquetado obligatorio de los alimentos, una información complementaria frontal de fácil lectura e interpretación”. El Partido Popular está a favor de un Etiquetado Nutricional Frontal que no sea confuso, que esté basado en criterios científicos propuestos por la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), y que sea desarrollado por un acto legislativo de la Comisión Europea para evitar distorsiones en el mercado único pues en la actualidad existen hasta seis modelos diferentes solo en Europa, basados en diferentes algoritmos y criterios público-privados.

 

Es por ello que la Unión Europea está trabajando ya en un etiquetado frontal único para todo el continente y “entendemos por tanto que no es el momento en España de aprobar Nutriscore como sistema de etiquetado, porque hasta la fecha es voluntario no obligatorio, y por tanto habría que esperar a ver qué aprueba la UE, porque Nutriscore castiga a productos saludables como el jamón ibérico, el queso o el aceite de oliva, y porque provocará un perjuicio económico grave para nuestros agricultores y ganaderos”, ha señalado Márquez.




Volver Más noticias

Agenda del presidente provincial

OCT 28
19:00
ÚbedaErik Domínguez y Elena González asisten al Congreso de Úbeda
Entendido

Nuestra web utiliza cookies para ofrecerle un mejor servicio. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.